Los serial killers y el sueño americano

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on TumblrShare on Google+Email this to someone

Juan Varela se pregunta si Chuck Palahniuk es el escritor total. Posiblemente. Al menos es un iconoclasta. El escritor, entrevistado en Público, nos recuerda por que los serial killers y los “héroes de Internet” son parte del sueño americano:

Los americanos adoran las características que hacen de un serial killer algo exitoso: la diligencia, la pasión, la automotivación, independencia, soledad. Fíjate en los inconformistas de Internet que se han hecho ricos rápidamente… bueno, quizá la comparación sea algo facilona.

Claro que unas preguntas más abajo nos descubre que hasta el más feroz individualista acaba pensando en la comunidad. No está claro si se refiere a los serial killers … o a los renegados de la red:

¡Ja! Yo soy un romántico. En todos mis libros, los personajes sacrifican su soledad para formar parte de una comunidad, y así, comprometerse con otra persona. Mis libros son simplemente historias de búsqueda del romanticismo clásico, en las que un héroe es puesto a prueba en una lucha por ganar el amor.

Mientras, vale la pena pasarse por el blog escrito por admiradores y comprarse una de sus camisetas.

2 comentarios en “Los serial killers y el sueño americano

  1. Los asesinos en series son parte de la cultura americana. Tienen ese poco de libérrimo y de negador del poder existente que tanto gusta además del uso compulsivo de la violencia.
    No hay más que recordar aquella película de Oliver Stone, Asesinos natos donde casi nadie en la butaca dejaba de considerar heroes a los que asesinaban de manera frenética.
    La moral protestante, individualista, y la enorme extensión de un país autoconstruido, no construido por el tiempo como en Europa, da lugar a estas creaciones terribles del imaginario colectivo.
    Enhorabuena por al artículo y el blog: me hace pensar.

  2. Los jihadistas también quiere pertenecer a una comunidad llevándose por delante a quien corresponda.
    Los extremos se tocan, la estupidez es universal, el nihilismo, atractivo y Palahniuk un experto en marketing de lo oscuro.
    Pero sigo pensando un poco más, a ver si me da por encontrarle algo de positivo a está pirueta de conexión entre mundos.

Dejar una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puede utilizar estos atributos y etiquetas HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>