En 2050 no existirá ni Internet, ni Google, ni empresas, ni …

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on TumblrShare on Google+Email this to someone

Un 6 de Abril de 2051 un avatar de Philip K.Dick narra la historia del siglo XXI. Tras explicar como desaparecieron los medios tradicionales, o como se reinventaron en Internet, llegamos a la década de 2020:

Quienquiera tiene un Agav (agente-avatar) que busca informes, personas y lugares en los Mundos Virtuales.

En el 2022 Google lanza Prometeus,

El Agav con interfaz estandard.

Ustedes se pueden encontrar en Marte, en el medio de la batalla de Waterloo o presenciar el Super Bowl.

Es real.

En el 2027 Second Life se transforma en Spirit.

Las personas se convierten en lo que desean.

Se puede compartir la memoria, las experiencias, las sensibilidades.

La memoria se vuelve objeto de normal comercio.

En el 2050 Prometeus compra Place y Spirit.

La Vida Virtual es el mercado màs grande del planeta.

Prometeus financia todas las misiones espaciales al fin de encontrar nuevos mundos para sus propios consumidores: Los Avatar terrestres.

La experiencia es la nueva realidad.

Este es el argumento de Prometeus – La Revolucion de los Medios (versión subtitulada en español; versión en inglés) que ha lanzado en YouTube la agencia Casaleggio Associati. Por supuesto, el video ha corrido como un reguero de pólvora por los blogs, como no podía ser menos.

Parece que no nos cansamos de predicciones futuristas. Algunos dicen que Google comprará Internet en 2017. En este caso Prometeus, el futuro Google, se hace con la red en 2050. Quizás si empezásemos a utilizar las métodos de los prediction markets, la ocupación por Internet de nuestras vidas y la ocupación por una, o unas pocas, gigantescas compañías privadas de Internet parecerían apuestas seguras. Visto de otra forma, puede que lo que vemos como predicciones no sean más que otras lecturas de realidades en que ya vivimos. Y si no, ¿alguien apostaría por que Internet desaparecerá en un futuro próximo?, o incluso que perderá relevancia en nuestras vidas. Además, vista la aceleración continua de la innovación tecnológica y de los usos sociales y modelos de negocio basados en esas innovaciones, mientras los estados y organismos internacionales siguen instalados en mecanismos de gobierno y toma de decisiones de principios del siglo XX, ¿alguien apostaría que en un futuro no serán las empresas las que jueguen papeles dominantes en una lógica de estados mercado más que de estados nación?. Pueden llamarse Google, Amazon, eBay … o Prometeus, el nombre posiblemente sea lo de menos.

Volviendo al video, es un buen ejercicio de especulación futurista que a muchos les hará reflexionar sobre el presente. Sobre el futuro (los próximos años, meses, días, … ¿segundos?), sus hipótesis tienen un valor bastante limitado. Para Bruce Sterling este tipo de esfuerzos predictivos son bastante inútiles en el mundo tecnológico y empresarial:

Harmless good fun… efforts like this have the relationship to tech-business coverage that science fiction has to fiction.

Posiblemente, por que se interpretan como una visión del futuro, cuando su valor principal sea reflexionar sobre el presente. Pero, aún en este ámbito, el video es limitado en su interés como comenta Ramón Sangüesa:

También me da en la nariz que está hecha -como tantas cosas sobre internet- desde la perspectiva del "content" y poco más.

Como predicción de lo que será el año 2050 …. valor cero. Pero es que eso es un problema general de los predictivos. En efecto ¿quién  hubiera pensado en 1950 que existiría ya no Google, sino internet en el 2000?

Cada vez me creo menos las predicciones que van más allá de los 30 próximos … segundos. 😉

La obsesión por el contenido se está convirtiendo en una constante que refleja una aproximación demasiado simplista a la realidad. Como dice Julen Iturbe, existe vida más allá de Internet, aunque se vea modificada por la red. ¿Para cuando futuristas que especulen sobre las personas y no sobre las tecnologías?.

5 comentarios en “En 2050 no existirá ni Internet, ni Google, ni empresas, ni …

  1. Este vídeo sigue insistiendo en el mismo fallo que se cometió con la realidad virtual en los años 90. ¿Qué diferencia hay? Antes nos decían que en el futuro nos pondríamos unas gafas y un traje y que nos permitirían acceder a mundos donde podríamos vivir cualquier experiencia. (me remito a la película “El cortador de césped” del 92!!!) ¿y ahora? Lo mismo, pero añadiendo el morbo de acceder a la memoria de “otra” persona (subrayo “lo otro” como cliché absolutamente postmoderno). ¿Hasta cuando tendremos que seguir los anhelos platónicos de la cultura ciberpunk?
    Creo que las “realidades virtuales” sólo tendrán verdadero sentido cuando yo pueda ir andando por las calles de mi ciudad (de la realidad atómica) y pueda cruzarme e interactuar con avatares virtuales (que sean controlados o no a distancia por personas físicas).

  2. Buscad en Google -es lo más apropiado dado el tema… 😉 – por una seria anime que se llama Ghost In The Shell (algo así como ‘El alma en la caja’ más o menos…), en su “tirada” Stand Alone Complex (complejo de autosuficiencia) y sus ya tres largometrajes.
    Tratan precisamente esta temática, haciendo uso de innovaciones futuristas, mundos “virtuales”, etc. en una integración con el mundo real bastante “creíble”.
    No es un anime de sangre a borbotones ni nada de eso, una simple serie policíaca futurista con el toque de realismo y filosofía del anime moderno.

Dejar una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puede utilizar estos atributos y etiquetas HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>